No es un caballito de mar, sino de piscina

A todos en la oficina nos encantaba jugar en piscinas inflables, llenarlas de agua y jugar en ellas cuando éramos niños. Estamos seguros que si tuviésemos una hoy, igual lo haríamos, sin importar la edad. Las piscinas son para cualquier edad, y al parecer, cualquier especie. Este caballo se divirtió muchísimo jugando en una, y nosotros nos divertimos viéndolo.